VIH y SIDA | Complicaciones

Compartir:

Obtenga más información sobre esta condición

La neumonía por Pneumocystis (PCP) y el VIH

¿Cómo puedo evitar las complicaciones a causa del VIH?

Si usted es VIH positivo, necesita cuidarse muy bien. Asegúrese de comer una dieta equilibrada, de hacer ejercicio en forma regular y de descansar mucho. Asegúrese de seguir las instrucciones de su médico y de tomar todos sus medicamentos exactamente según las indicaciones. También puede tomar medidas para evitar contraer infecciones o desarrollar enfermedades que son más comunes en las personas que tienen VIH.

¿Cómo debo hacer para tener "relaciones sexuales seguras"?

Use un condón cada vez que tenga relaciones sexuales. Un condón de látex ayudará a reducir el riesgo de que usted y su pareja contraigan una infección de transmisión sexual (STI), como herpes, virus del papiloma humano (HPV, por sus siglas en inglés) o una nueva cepa de VIH que pueda ser resistente a los fármacos antirretrovirales. Para reducir el riesgo de contraer infecciones intestinales, evite las relaciones sexuales que implican una exposición bucal a las heces (contacto oral-anal).

¿Qué debo hacer con respecto a mi trabajo y mis actividades de tiempo libre?

Determinadas actividades o trabajos (como trabajar en refugios para personas sin hogar, hospitales, clínicas, hogares para ancianos o prisiones) pueden aumentar su riesgo de exposición a la tuberculosis (TB) y otras enfermedades infecciosas. Hable con su médico sobre el lugar donde usted trabaja. Su médico puede decidir si usted debe realizarse la prueba para detectar TB y con qué frecuencia.

Los padres de niños en guarderías y las personas que brindan atención a niños tienen un mayor riesgo de contraer una infección por citomegalovirus (CMV), criptosporidiosis, hepatitis A y giardiasis, que les transmitan los niños. El riesgo puede reducirse mediante buenas prácticas de higiene, como lavarse siempre las manos después de cambiar pañales, después de tocar orina o saliva, después de ir al baño y antes de comer. Si su hijo tiene VIH, infórmelo a las personas que ayudan a cuidar a su hijo.

Si trabaja con animales (por ejemplo, trabajo de veterinario o en una tienda de mascotas, en una granja o en un matadero), podría tener un riesgo más alto de contraer infecciones como criptosporidiosis, toxoplasmosis, salmonelosis, campilobacteriosis o infección por Bartonella. Es probable que el riesgo de contraer estas infecciones no sea lo suficientemente alto como para que deje su trabajo, pero debe tomar las siguientes precauciones especiales:

  • Evite el contacto con animales jóvenes de granja, en especial los que tienen diarrea.
  • Lávese las manos después de hacer tareas de jardinería o de tener otro contacto con el suelo.
  • Si usted vive en un lugar donde la histoplasmosis es común, evite actividades como limpiar gallineros, explorar cuevas o perturbar el suelo.
  • Si vive en un lugar donde la coccidioidomicosis es común, evite la exposición a suelos perturbados, como sitios de excavación o tormentas de polvo.

¿Es seguro para mí tener una mascota?

Aunque tener una mascota podría implicar riesgos para las personas que tienen VIH, muchos de estos riesgos pueden evitarse. Las mascotas brindan beneficios emocionales, así que no se apresure a decidirse a renunciar a su mascota. A continuación, se incluyen algunas medidas para que usted y su mascota se mantengan sanos:

  • Mantenga a su mascota con todas sus vacunas (inyecciones) al día para prevenir enfermedades.
  • Lleve a su mascota al veterinario de inmediato si tiene diarrea. Su veterinario querrá averiguar si la diarrea es provocada por un germen que pueda ser perjudicial para usted. Si es posible, pida a un amigo que cuide a su mascota cuando esta tenga diarrea.
  • Lávese siempre las manos después de tocar a su mascota, en especial antes de comer. Evite el contacto con las heces de su mascota. Si su hijo tiene VIH, asegúrese de que se lave las manos después de jugar con la mascota.
  • Si quiere tener un nuevo perro o gato, el animal debe tener, al menos, 6 meses de edad y no debe tener diarrea. Esto reduce su riesgo de tener criptosporidiosis.
  • Tenga cuidado con el lugar de donde proviene su mascota. Algunos criaderos de mascotas, refugios de animales o tiendas de mascotas tienen una mejor higiene que otros.
  • Evite recoger animales perdidos. Si decide adoptar a un cachorro o a un gatito, su veterinario debe examinar a la mascota para asegurarse de que no tenga ningún germen que pueda provocarle a usted una infección.
  • Si tiene un gato, la caja de excrementos debe limpiarse todos los días; es preferible que la limpieza la realice una persona que no tenga VIH y, si es mujer, que no esté embarazada. Esto ayuda a prevenir la toxoplasmosis. Mantenga a su gato en el interior de la vivienda y no le permita que cace otros animales (como ratones o ratas). No lo alimente con carne cruda ni poco cocida. Evite el tipo de juego que podría hacer que el gato lo rasguñe o lo muerda. Si el gato lo muerde o lo rasguña, lave el sitio de la herida de inmediato. Nunca deje que su gato lama rasguños ni heridas abiertos que usted tenga en el cuerpo.
  • El control de las pulgas es una manera eficaz de ayudar a mantener sanos a usted y a su gato o a su perro.
  • Limite su contacto con los reptiles (como serpientes, lagartijas, iguanas y tortugas) para reducir su riesgo de tener salmonelosis. Use guantes de caucho si debe limpiar una pecera o una jaula de aves. Evite el contacto con mascotas exóticas, como monos.

¿Cómo puedo evitar las enfermedades transmitidas por los alimentos y el agua?

A continuación, se incluyen algunas de las medidas que puede tomar para evitar enfermarse a causa de los alimentos o del agua potable:

  • Evite comer huevos crudos o poco cocidos (esto incluye los alimentos que podrían contener huevos crudos, como masa para galletas, algunas preparaciones de salsa holandesa, aderezo para ensaladas césar y mayonesa).
  • Evite la carne de ave, la carne de res y los pescados y mariscos crudos o poco cocidos. También evite los productos lácteos que no han sido pasteurizados. Cocine la carne de ave y de res hasta que esté bien cocida o que no tenga ningún rastro de color rosa en el medio. La temperatura interna de la carne de res cocinada debe ser de, al menos, 170 °F. Para la carne de ave, la temperatura interna debe ser de, al menos, 180 °F.
  • Lave las frutas y las verduras con cuidado antes de comerlas.
  • Lávese las manos, lave las tablas para cortar, las encimeras y los cuchillos con agua y jabón después de que hayan entrado en contacto con alimentos sin cocinar, en especial carne sin cocinar.
  • Si usted está seriamente inmunodeprimido y quiere reducir su riesgo de tener listeriosis (una enfermedad poco común que se transmite en los alimentos contaminados por la bacteria Listeria monocytogene), tenga cuidado con los quesos blandos y los alimentos listos para comer, como perros calientes y fiambres que se adquieren en la rotisería. Antes de comer perros calientes y fiambres, caliéntelos de nuevo hasta que estén humeantes para matar cualquier germen.
  • Nunca beba agua directamente de lagos y ríos. Evite nadar en agua que podría contener heces de seres humanos o de animales. Evite tragar agua al nadar o durante otras actividades acuáticas recreativas.
  • Si en su ciudad se produce un brote de alguna enfermedad transmitida por agua o si emite un aviso en el que se recomienda "hervir el agua", hierva el agua durante 1 minuto antes de usarla para beber o lavarse los dientes. O use filtros de agua de uso personal o agua embotellada.
  • Aunque no es necesario hervir el agua del grifo si no hay en vigencia un aviso en el que se recomiende "hervir el agua", podría convenirle hacerlo para reducir aún más su riesgo de contraer infecciones. Hable con su médico al respecto, ya que evitar por completo el agua del grifo podría resultar inconveniente y costoso.
  • Si elige evitar el agua del grifo por completo, recuerde que el hielo realizado con agua contaminada también puede causar infección, como pueden hacer las bebidas de máquina que se sirven en lugares públicos.
  • Los refrescos carbonatados que vienen en botella o en lata son seguros para beber. Los refrescos no carbonatados y los jugos de fruta que no requieren refrigeración hasta después de abrirse también son seguros. El concentrado de jugo de fruta congelado es seguro si usted prepara el jugo con agua de una fuente segura.
  • Si bebe jugo de fruta que se vende refrigerado (no congelado), solo beba jugos cuyas etiquetas indiquen que están "pasteurizados". Asegúrese también de mantenerlos refrigerados. Otras bebidas pasteurizadas y la cerveza también se consideran seguras para beber, aunque no hay datos disponibles sobre la seguridad del vino.

¿Cómo puedo mantenerme seguro mientras viajo?

Los viajes pueden ser más riesgosos para personas que tienen infección por el VIH, en especial si están gravemente inmunodeprimidas. Los viajes por los países en desarrollo representan un riesgo más alto de tener enfermedades transmitidas por los alimentos y por el agua que los viajes por los Estados Unidos. Hable con su médico antes de viajar.

  • Recuerde ser muy cuidadoso con los alimentos y las bebidas. Evite el hielo, las verduras y las frutas crudas, el agua del grifo, los pescados y mariscos o la carne crudos o poco cocidos, la leche y los productos lácteos y los alimentos comprados a vendedores ambulantes.
  • Los productos que, en general, son seguros incluyen los alimentos calientes y humeantes, las frutas peladas por usted mismo, las bebidas en botella (en especial las carbonatadas), el café o el té calientes, la cerveza y el agua que se ha hervido durante 1 minuto.

Aunque algunos estudios muestran que los medicamentos para prevenir la diarrea del viajero podrían reducir el riesgo, ninguno de los estudios ha incluido específicamente a pacientes VIH positivos.

Por lo general, no se recomienda que tome medicamentos para prevenir el malestar estomacal o la diarrea antes de viajar, pero podría convenirle hablar con su médico al respecto. Debe llevar antibióticos para el caso de que tenga diarrea. Consulte a un médico de inmediato si la diarrea es grave y no mejora con medicamentos, si tiene sangre en las heces, si se deshidrata o si desarrolla fiebre (con o sin escalofríos).

Evite el contacto directo de la piel con el suelo o la arena, en especial si hay probabilidades de que el suelo esté contaminado con heces de animales. Use calzado y ropa de protección. Siéntese sobre una toalla si va a la playa.

Hable con su médico sobre las vacunas que podría necesitar antes de su viaje. Hay muchas vacunas que son aceptables para las personas que tienen VIH, pero hay algunas vacunas comunes que no deberían aplicarse a las personas que tienen VIH. Si no puede recibir determinadas vacunas, es posible que su médico deba darle instrucciones especiales. Su médico también querrá hablar con usted sobre cómo evitar la exposición a las infecciones micóticas y las infecciones por protozoos, según el lugar al cual usted estará viajando.

Fuente

How to Recognize and Treat Acute HIV Syndrome by BL Perlmutter, M.D., Ph.D., JB Glaser, M.D., and SO Oyugi, M.D. (American Family Physician agosto 01, 1999, http://www.aafp.org/afp/990800ap/535.html)

Escrito por personal editorial de familydoctor.org.

Revisado/actualizado: 12/10
Creado: 01/96

Obtenga más información sobre esta condición

La neumonía por Pneumocystis (PCP) y el VIH

Compartir: