Hipercoagulabilidad | Causas y factores de riesgo

Compartir:

¿Cuál es la causa de la hipercoagulabilidad?

Determinadas proteínas de la sangre deberían evitar que la sangre coagule demasiado. Algunas personas no tienen suficiente cantidad de estas proteínas. En otras personas, estas proteínas no funcionan en forma adecuada o es posible que haya proteínas adicionales en la sangre que provocan demasiada coagulación.

Algunas personas nacen con una tendencia a desarrollar coágulos. Esta tendencia es heredada (lo que significa que se transmite de padres a hijos).

Determinadas situaciones o determinados factores de riesgo pueden hacer que sea más probable que la sangre coagule demasiado. Estas situaciones incluyen las siguientes:

  • Estar sentado en un avión o en un automóvil durante mucho tiempo.
  • Reposo prolongado en cama (varios días o semanas seguidos), como después de una cirugía o durante una estadía prolongada en el hospital.
  • Cirugía (que puede hacer más lento el flujo de sangre).
  • Cáncer (algunos tipos de cáncer aumentan las proteínas que coagulan la sangre).
  • Embarazo (que aumenta la presión en la pelvis y en las piernas, y que puede hacer que se formen coágulos de sangre).
  • Usar píldoras anticonceptivas o recibir terapia de reemplazo hormonal (que pueden hacer más lento el flujo de sangre).
  • Fumar.

¿Cuáles son algunos de los factores de riesgo de la hipercoagulabilidad?

Es posible que usted tenga riesgo de tener hipercoagulabilidad si cualquiera de las siguientes afirmaciones es verdadera:

  • Tiene parientes con coagulación anormal o excesiva.
  • Tuvo un coágulo anormal a una edad temprana.
  • Usted tuvo coágulos cuando estaba embarazada, cuando usaba píldoras anticonceptivas o cuando estaba recibiendo tratamiento con terapia de reemplazo hormonal.
  • Tuvo varios abortos espontáneos de origen desconocido.

Escrito por personal editorial de familydoctor.org.

Revisado/actualizado: 03/14
Creado: 09/00

Compartir: