Esclerodermia | Síntomas

Compartir:

¿Cuáles son los síntomas de la esclerodermia localizada?

Existen 2 tipos de esclerodermia localizada:

  • Morfea. Es posible que los síntomas comiencen con manchas rojizas en la piel, que se engrosan y se transforman en áreas duras y con forma de óvalo. Las manchas luego se vuelven blancuzcas en el medio, con bordes púrpuras. Las manchas, por lo general, aparecen en el pecho, en el estómago y en la espalda, pero también pueden afectar la cara, los brazos y las piernas. Es posible que las personas que tienen este tipo de esclerodermia tengan 1 o más manchas cuyo diámetro puede ser tan pequeño como media pulgada y tan grande como 12 pulgadas.
  • Lineal. Este tipo de esclerodermia provoca una única línea o franja de piel que se engrosa y que cambia de color. La línea puede aparecer en un brazo, en una pierna o en la frente. La esclerodermia lineal es más común en los niños.

¿Cuáles son los síntomas de la esclerodermia sistémica?

Existen 2 tipos de esclerodermia sistémica:

  • La esclerodermia limitada avanza en forma gradual. Este tipo afecta la piel de los dedos, las manos, la parte inferior de los brazos, las piernas y la cara. Como en la esclerodermia localizada, las manchas de la piel se vuelven gruesas y firmes, y cambian de color. Las personas que tienen este tipo de esclerodermia también podrían tener enfermedad de Raynaud. Si los intestino están afectados, es posible que tengan problemas de acidez estomacal frecuente. La esclerodermia limitada también podría afectar los pulmones, el esófago y los vasos sanguíneos.
  • La esclerodermia difusa avanza en forma gradual. Las personas que tienen este tipo de esclerodermia a menudo están cansadas, tienen poco apetito y experimentan hinchazón y dolor articular. Puede afectar la piel de todo el cuerpo, y provocar que se hinche, se vuelva brillante, tensa y con picazón. Eventualmente, la piel vuelve a ser suave y es posible que vuelva a la normalidad. Es posible que la esclerodermia difusa también dañe órganos internos, como los intestinos, los pulmones, los riñones y el corazón.

Escrito por personal editorial de familydoctor.org.

Revisado/actualizado: 02/11
Creado: 12/09

Compartir: