Compartir:

¿Qué es un veneno?

Un veneno es cualquier substancia que es nociva (hace daño) para su cuerpo. Existen muchas clases distintas de venenos. Muchas substancias venenosas son productos que usted tiene en su casa. Incluso los medicamentos que no se toman como son indicados pueden ser nocivos.

Las distintas maneras en que usted puede exponerse a un veneno incluyen respirándolo, tragándolo o absorbiéndolo a través de la piel.

¿Qué tipo de substancias pueden ser nocivas?

Las substancias que lo pueden envenenar incluyen:

  • Productos para la limpieza
  • Productos caseros tales como removedor de esmalte (barniz) de uñas y otros productos para el cuidado personal.
  • Solvente para pinturas ("thinner")
  • Pesticidas que se usan dentro de la casa o en el jardín
  • Substancias químicas que se usan en el jardín tales como herbicidas, fertilizantes y fungicidas.
  • Metales tales como el plomo
  • Mercurio que puede encontrarse en termómetros y pilas (baterías) viejos
  • Medicamentos que se obtienen con receta y medicamentos de venta libre cuando se combinan o toman de manera incorrecta.
  • Drogas ilegales de abuso
  • Gas de monóxido de carbono
  • Comida contaminada
  • Las plantas tales como el zumaque venenoso y el roble venenoso
  • El veneno de ciertos animales serpientes y insectos.

¿Cuáles son los síntomas del envenenamiento?

Los efectos de un veneno dependen de la substancia a la cual usted haya sido expuesto y al tipo y cantidad de exposición. Su edad, su peso y su estado de salud también pueden afectar los síntomas. El envenenamiento puede causar efectos a corto plazo tales como una erupción cutánea leve (sarpullido) en la piel o vómito. En casos graves, puede causar lesión cerebral, coma o muerte.

A continuación están anotados algunos síntomas posibles de envenenamiento:

  • Vómito
  • Diarrea
  • Sentir náuseas
  • Enrojecimiento o formación de llagas alrededor de la boca
  • Babear o resequedad en la boca
  • Pupilas dilatadas (pupilas más grandes de lo normal) o pupilas disminuidas de tamaño
  • Erupción cutánea (sarpullido)
  • Confusión
  • Temblores o convulsiones
  • Dificultad para respirar
  • Pérdida del conocimiento (desmayo)

¿Cómo puedo prevenir un envenenamiento?

La mejor manera de protegerse de un envenenamiento es evitar exponerse a substancias nocivas. Los siguientes son algunos consejos:

  • Mantenga todas las substancias caseras peligrosas en gabinetes bajo llave fuera del alcance de los niños. Las substancias potencialmente peligrosas incluyen medicamentos, productos para la limpieza casera y cualquier cosa que contenga substancias químicas nocivas; por ejemplo removedor de esmalte (barniz) de uñas y repelente para insectos. Puede ser una buena idea hacer que su casa sea segura para los niños; utilizando guardas y candados para la seguridad de los niños.
  • Use ropa protectora (por ejemplo guantes) al usar limpiadores y substancias químicas.
  • Evite el uso de pesticidas, de solvente para pinturas ("thinner") o de otras substancias químicas dentro de la casa o del garaje. Trate de encontrar soluciones que no contengan químicos. Si tiene que usar substancias químicas dentro de la casa mantenga el área bien ventilada.
  • No mezcle substancias químicas. Podrían convertirse en veneno al mezclarse. Un ejemplo de esto es el blanqueador casero (lejía o Clorox) y el amonio que al mezclarse crean un gas venenoso que puede ser mortal.
  • Marque todo dentro de su gabinete de medicamentos. Hágase la siguiente pregunta: "Si un adulto tuviera que encontrar un medicamento en particular ¿podría él o ella encontrarlo con facilidad y sin adivinar?"
  • Deshágase de medicamentos viejos y productos caseros después de que hayan caducado.
  • Mantenga los medicamentos y substancias químicas en los recipientes originales en que vinieron cuando los compró.
  • Cuando use un producto siga las instrucciones descritas en la etiqueta del mismo.
  • Déle mantenimiento regular a su calentador de gas, y a cualquier otro artefacto de gas, aceite o leña que usted tenga. Asegúrese de que estos artefactos estén bien ventilados.
  • Jamás encienda su carro dentro del garaje aparte de cuando está entrando o cuando está saliendo.
  • Instale un detector de monóxido de carbono para mantenerse seguro en caso de que haya un escape de gas de monóxido de carbono dentro de su casa.

Qué hacer en caso de envenenamiento

Asegúrese de tener el número del centro de control de envenenamiento (1-800-222-1222) cerca de cualquier teléfono en su casa. En caso de sospecha o confirmación de envenenamiento llame al centro local enseguida y asegúrese de averiguar cuál es el cuidado inmediato que debe seguir. Los distintos tipos de envenenamientos requieren tratamientos distintos.

  1. Manténgase calmado
  2. Aleje a la persona del veneno. Si el veneno está sobre la piel enjuáguelo con agua del chorro y quite cualquier prenda de vestir que esté contaminada con éste. Si el veneno está en el ambiente mueva la persona a un lugar donde haya aire fresco.
  3. Marque el 911 en caso de emergencia por envenenamiento si la persona se ha desmayado y no está respirando. O
  4. Si la víctima está despierta y alerta marque inmediatamente el número 1-800-222-1222 del centro de control de envenenamiento Trate de tener la siguiente información lista:
    1. La edad y peso de la persona
    2. El recipiente que tenía el veneno si éste está disponible
    3. La hora en que la persona fue expuesta
    4. La dirección donde la persona afectada se encuentra
  5. Manténgase en la línea y siga las instrucciones que el operador de emergencia o del centro de control de envenenamientos le dé.

Nota: Si la persona se tomó una substancia venenosa no trate de inducir vómito con jarabes como el de ipecacuana. Ya no se recomienda tomar jarabe de ipecacuana para los venenos que se han ingerido. Las investigaciones han demostrado que el jarabe de ipecacuana no mejora los resultados del tratamiento para envenenamiento. Y puesto que éste induce vómito, puede incluso interferir con tratamientos que pueden resultar útiles.

Otras Organizaciones

Fuente

Evaluation and Management of Common Childhood Poisonings by Tamara McGregor, M.D., Mehjabin Parkar, M.D., and Shoba Rao, M.D. (American Family Physician marzo 01, 2009, http://www.aafp.org/afp/20090301/397.html)

Escrito por personal editorial de familydoctor.org.

Revisado/actualizado: 11/09
Creado: 11/09

Compartir: