Tos ferina | Prevención

Compartir:

¿Qué puedo hacer para prevenir las la tos ferina?

La vacunación contra la tos ferina es parte de las inyecciones y los refuerzos normales de la primera infancia, que los hijos reciben antes de la escuela primaria. Los niños no están protegidos adecuadamente hasta que hayan recibido, al menos, tres inyecciones, que es la razón por la que los niños muy pequeños tienen mayor riesgo. Se recomienda que los niños reciban un total de 5 inyecciones antes de los 6 años. El efecto de protección de las vacunas contra la tos ferina en la infancia comienza a desaparecer de 5 a 10 años después de la vacunación.

Los expertos en salud, incluidos los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (Centers for Disease Control and Prevention) y American Academy of Family Physicians, recomiendan que la mayoría de los adolescentes y adultos reciban la vacunación de refuerzo Tdap para que continúe la protección contra la tos ferina si no se han vacunado o si sus inyecciones no están al día. Pregunte a su médico para asegurarse de que sus vacunaciones estén al día.

Fuente

Pertussis: A Disease Affecting All Ages by DS Gregory, M.D. (American Family Physician agosto 01, 2006, http://www.aafp.org/afp/20060801/420.html)

La producción de este material fue posible gracias al financiamiento y el apoyo de GlaxoSmithKline.

Escrito por personal editorial de familydoctor.org.

Revisado/actualizado: 01/11
Creado: 09/06

Compartir: