Trabajadores del área de la salud e infección por Mycobacterium tuberculosis

Compartir:

¿Cómo puedo protegerme de una infección por M. tuberculosis?

Es importante saber qué pacientes podrían tener tuberculosis. Usted podría contraer esta enfermedad al respirar gotitas que entran en contacto con el aire cuando las personas infectadas tosen. Los pacientes infectados pueden tener síntomas tales como tos crónica (que dura semanas y cuya secreción contiene moco y sangre), pérdida de peso, fiebre o sudores nocturnos. Si usted trabaja alrededor de cualquier paciente infectado póngase una máscara tapabocas protectora. Haga que los pacientes usen una máscara y aíslelos de los demás pacientes. Por ejemplo, retírelos de la sala de espera en un consultorio médico, o póngalos en aislamiento en las instalaciones hospitalarias. Usted también puede disminuir su riesgo de contraer tuberculosis comiendo saludablemente, durmiendo suficiente y haciendo ejercicio con regularidad; pues todas estas cosas mantienen su sistema inmune saludable.

¿Cómo puedo saber si he contraído tuberculosis?

Como un profesional de los cuidados de la salud, a usted le deben hacer una prueba cutánea para la tuberculosis una o dos veces por año. Esta prueba determina si usted tiene la bacteria que causa la tuberculosis pero la prueba no le dirá si usted tiene la enfermedad o una infección activa. Si tiene cualquier enfermedad o si toma ciertos medicamentos, es probable que tenga que hacerse pruebas cutáneas adicionales para obtener resultados exactos.

¿Qué significa una prueba cutánea para la tuberculosis positiva?

Si usted tiene una reacción positiva a la prueba cutánea para la tuberculosis, esto generalmente significa que usted ha sido expuesto a la bacteria. Sin embargo, hay más de un 90% de probabilidad de que su sistema inmune haya suprimido la infección. Después de una prueba cutánea positiva, lo más probable es que a usted le tomen una radiografía del pecho (radiografía de tórax) para asegurarse de que usted no tiene una tuberculosis activa. Si la radiografía de su pecho es negativa y su reacción a la prueba cutánea es reciente, es posible que a usted le den un medicamento anti-tuberculoso durante 6 a 9 meses. Este medicamento se usa para prevenir cualquier activación de la infección en un futuro, pero usted no puede transmitirles la infección a los demás.

Una prueba cutánea negativa significa que usted no ha contraído la bacteria; a menos que usted tenga un resultado positivo para la prueba contra el VIH, o de otro modo, que usted esté inmunodeprimido.

¿Qué significa tener tuberculosis activa?

Si usted tiene una prueba cutánea positiva y una radiografía del pecho anormal, o síntomas de tuberculosis, usted será tratado para enfermedad activa. Cuando a usted lo diagnostican con enfermedad activa usted puede transmitirles la infección a los demás. Usted puede ser tratado con tres o cuatro medicamentos durante nueve a doce meses. Va a tener que guardar precaución con sus familiares y demás personas si tiene contacto cercano con ellos. Además, tendrá que ausentarse del trabajo hasta que ya no sea contagioso. La tuberculosis activa es mucho menos común que una infección por tuberculosis la cual su sistema inmune puede suprimir por cuenta propia.

¿Si me han puesto la vacuna del bacilo de Calmette-Guérin (BCG) necesito hacerme una prueba cutánea para la tuberculina?

La vacuna BCG no es 100% efectiva, de modo tal que a usted podría darle tuberculosis aun si ha sido vacunado o vacunada. La vacuna BCG por lo general no se recomienda en la mayoría de los trabajadores del área de la salud. Incluso si usted recibió la vacuna BCG para prevenir la tuberculosis debe hacerse la prueba. La vacuna puede causar una reacción positiva leve a la prueba cutánea para la tuberculosis. Usualmente, esta reacción se hace más leve con el tiempo. Si por el contrario, su resultado se hace más fuerte, usted puede haberse infectado de tuberculosis y tendrá que recibir tratamiento.

¿Qué debo hacer si me entero de que un paciente que yo he cuidado tenía tuberculosis activa?

Si usted ha estado expuesto a un paciente con tuberculosis activa, a menos que usted se haya hecho la prueba anual para la tuberculosis hace poco tiempo, debe hacerse una prueba cutánea basal para la tuberculosis. Esto resulta de suma importancia si la enfermedad no fue identificada o si no se aisló el paciente infectado ni tampoco se usaron máscaras tapabocas. Una prueba de seguimiento hecha a los tres meses demostrará si la exposición trajo como resultado una infección.

¿Debo continuar haciéndome la prueba cutánea si tengo un resultado positivo en la misma?

Una vez que usted ha tenido un resultado positivo en la prueba cutánea no debe continuar haciéndose pruebas cutáneas. Es necesario que confíe en los síntomas para determinar si tiene tuberculosis activa. Debe tomarse una radiografía del pecho si usted ha tenido una tos que la ha durado entre dos y tres semanas, si está tosiendo moco con sangre o si tiene fiebre o ha bajado de peso. Usualmente, no es necesario hacerse radiografías de pecho anuales de rutina.

¿Debo continuar teniendo precauciones si tengo un resultado positivo en la prueba cutánea para la tuberculosis?

Algunas personas piensan que una vez que han sido infectadas por la bacteria que causa la tuberculosis no necesitan tomar precauciones ni usar una máscara cuando están tratando a los pacientes con tuberculosis. Ha habido casos raros de personas que han sido reinfectadas con una nueva cepa de la bacteria que produce tuberculosis, por lo tanto, usted debe continuar tomando precauciones.

Escrito por personal editorial de familydoctor.org.

Revisado/actualizado: 02/08
Creado: 10/06

Compartir: